JESUCRISTO ES EL SEÑOR!!!!!
Se ha producido un error en este gadget.

Me acompañan:

miércoles, 6 de junio de 2012

Ayudemos a ver!

En estos tiempos tan atribulados, donde abundan una serie de mensajes de catástrofes inminentes, pidamos la Luz del Espíritu Santo para poder discernir, y no perder de vista lo importante: nadie sabe ni el día ni la hora, sólo el Padre que está en los Cielos. 
Es cierto que están ocurriendo muchas cosas, más rápido que lo que nos gustaría, y es evidente. Pero, más que hablar de las calamidades por venir, evangelicemos junto a nuestra Madre, la Dulce Virgen María, Quien espera de nosotros una colaboración activa en este tiempo.
Oremos por la Santa Iglesia, por el Santo Padre, por los Cardenales, Obispos, Sacerdotes, Religiosas y laicos consagrados, para que el Espíritu Santo los mantenga en la verdadera Fe, que los defienda del maligno que tanto mal está haciendo en el mundo, sobre todo y principalmente en las almas, alejándolas de la Verdad, alejándolas de Dios.
En un tiempo en que parece estar perdiéndose todo, es ahora donde tenemos que estar fuertes y dar a conocer a Cristo, al verdadero Jesús, nuestro Misericordioso Señor.
Hoy día se adjudican los milagros a los Santos, en vez de a Dios. Se ha perdido la claridad de pensamiento que hace ver que ellos interceden ante Dios frente a una petición nuestra, y es el Padre Quien concede la gracia. 
Cada vez hay más personas que durante la Misa están distraídas, charlando, recibiendo mensajes en su celular; los confesionarios están casi vacíos. Se comulga sin ser consciente de estar recibiendo el Cuerpo de Cristo, tomando la Hostia con displicencia para irse caminando mientras se la pone en la boca como un bocado más, sin la necesaria reverencia ante el Dios Altísimo que llega a nosotros. En mi caso, siento mejor recibirLo directamente en mi boca, y hasta quisiera poder arrodillarme, pero la fila se mueve tan rápido, como un trámite, que no puedo más que inclinarme ante Su Majestad. Se está perdiendo la consciencia de la Presencia Real de Jesús en el Altar. Los lectores hacen la reverencia hacia el Sacerdote, y no hacia el Sagrario. Hasta he tenido que escuchar que Jesús, en realidad, no multiplicó los panes y los peces, sino que esto es una "figura, una manera de decir, de mostrar el compartir". Tremendo. Los seminarios actuales se están apartando del origen, e intentan transmitir que los milagros de Jesús no eran tales, que todo tiene una explicación racional. Los padres dejan que sus niños correteen y jueguen a los gritos en el Templo durante la Misa, sin enseñarles que se debe estar respetuosamente, lo que distrae a los demás...Pero no nos quedemos en esto, sino que cuando tengamos oportunidad de sacar del error a alguien, no callemos. Pidamos la asistencia del Espíritu Santo, y Él hablará por nosotros, con caridad.
No debemos temer, antes bien, actuar. No sabemos cuándo el Señor nos llamará. Más allá de las necesidades materiales que tengamos, nuestro afán debe ser estar preparados en nuestras almas, para el encuentro definitivo con Jesús. Ayudemos a ver a nuestros hermanos, y pidamos con fervor poder ver la viga en nuestro propio ojo, esto es urgente.
Que la Virgen María nos proteja y nos guíe a los brazos de Su Hijo. 
Ayúdame a ver, Espíritu Santo!
Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Bienvenido, gracias por acompañarme! Si quieres, puedes dejar tu pensamiento aquí. Bendiciones